Jesús alimenta a 4.000, le demandan una señal, advierte sobre la levadura, sana a dos ciegos y enseña aún más.

“En aquellos días, como había una gran multitud, y no tenían qué comer, Jesús llamó a sus discípulos, y les dijo: Tengo compasión de la gente, porque ya hace tres días que están conmigo, y no tienen qué comer; y si los enviare en ayunas a sus casas, se desmayarán en el camino, pues algunos de ellos han venido de lejos. Sus discípulos le respondieron: ¿De dónde podrá alguien saciar de pan a éstos aquí en el desierto?” Marcos 8:1-4 RVR1960

(Lee Marcos, capítulo 8.1-38, antes de escuchar el audio de 21’ y 13’’).

Escucha ahora los comentarios acerca de Marcos, por el Dr J. Vernon McGee, has clic aquí: http://obrerofiel.s3.amazonaws.com/wp-content/uploads//2010/11/Mr-8.1-38-McGee.mp3

 

Mayo 05 2018 – Nota Bíblica 125

Luis e Hilda Sánchez, agradecemos tu visita a este sitio web:  VozActual.org

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba