Nacer de nuevo… ¿qué es y cómo se logra?

Nacer de nuevo… ¿qué es y cómo se logra?

Nacer de nuevo es un asunto altamente importante y de gran necesidad porque define de una vez por todas, cómo se puede llegar a ser hijos de Dios en su Reino Eterno, según la Biblia.

Observa estas verdades a partir de lo negativo a lo positivo:  Nacer de nuevo no es lo que enseña tal o cual religión, es lo que enseñó y estableció el mismo Señor Jesucristo, Juan 3.

No es como lo interpreta la mente humana con la sabiduría de este mundo, a su manera y conveniencia religiosa, es como lo enseña la Biblia a través de la mente espiritual de los hijos de Dios, pero bajo la iluminación absoluta del Espíritu Santo, según 1ª Corintios 2.4, 5, y 10 al 16.

Además, debe quedarnos bien claro que nuestro Señor Jesucristo no fundó ninguna religión en este mundo, Él trajo del cielo lo que también estableció aquí en esta tierra: el Reino de Dios. 

Igualmente enseñó que para poder entrar a su Reino cada ser humano tiene que nacer de nuevo para llagar a ser hijo de Dios, según Juan 1.12-13 y 3.5-6.

Es por eso que llamo la atención a todo líder religioso que tenga mucho cuidado con lo que enseña al respecto, pues si no lo hace correctamente, no sólo se pierde él sino también aquellos que le creen y le siguen. 

Observa bien lo que el Señor Jesús le dijo a los líderes religiosos de su época:

“¡Ay de vosotros, escribas y fariseos, hipócritas! porque recorréis mar y tierra para hacer un prosélito, y una vez hecho, le hacéis dos veces más hijo del infierno que vosotros.” Mateo 23:15 RV60.

Con esta nota sólo pretendo hacerte tomar en serio este tema que es de vida eterna si lo haces correctamente o de muerte eterna si no entras en el proceso enseñando el Señor Jesucristo.

Por tanto, te animo a interesarte en este asunto y profundizar en el mismo con todos los detalles bíblicos necesarios, en una serie de estudios que hemos grabado en 10 videos de una hora cada uno. 

Si ya conoces el tema te ayudará a recordar y profundizar para enseñarlo a otros. Pero si no conoces estas enseñanzas, te será muy fácil entenderlas. 

Puedes hacerlo invirtiendo una hora diaria de tu tiempo o cada dos días o cada semana, la cuestión es que lo hagas y lo aproveches al máximo. Recuerda es de vida o muerte, según tu decisión.

Si ya eres un hijo o una hija de Dios, nacidos de Dios, entonces te será de provecho para compartirlo y enseñarles a otras personas.

Además, estoy a tus órdenes si tienes preguntas o sugerencia, me puedes llamar al +57 315 725 1990 o escribirme por mi Whatsapp personal, con el mismo número. 

Los puedes hallar y descargar, si lo prefieres, tocando o haciendo clic, aquí: HIJOS DE DIOS NACIDOS DE DIOS.

Nota Pastoral 63

Abril 21 de 2020.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba